5 beneficios directos y rápidos de abrir una Tienda Virtual

5 beneficios directos y rápidos de abrir una Tienda Virtual 2

La tienda virtual es una sucursal online que te permite mostrar todos tus productos de forma rápida y sencilla. Muy probablemente a la hora de diversificar tus canales de distribución y ventas hayas evaluado los pro y los contras de usar uno u otro. Arriendo, servicios básicos, recursos humanos, lugar, alcance del canal, riesgo, potenciales clientes, ventas estimadas y más.

La evaluación para canales físicos tiene una justificación lógica, ya que el canal nos tiene que garantizar que cumplirá los objetivos que nuestra primera tienda. Pero, ¿hay que ocupar la misma lógica para una tienda virtual?


A continuación te presentaremos las cinco mayores razones beneficiosas para tener y desarrollar una tienda virtual dentro de tu sitio web, como nuevo canal de distribución y ventas para tu negocio.

1.Amplía tu mercado de clientes potenciales.

Lo físico tiene límites pero internet no. Pasar de ser un negocio local como lo es una tienda tradicional, a ser un negocio global como lo es una tienda en internet es posible. Con esto, tus clientes potenciales se multiplicarán, y dependiendo del desarrollo de tu tienda y la logística de la misma, podrías proveer tus productos o servicios a cualquier parte del planeta.

2.Disminuye costos totales.

Una tienda física como sabrás tiene gastos mes a mes ineludibles: agua, luz, electricidad, arriendo, remuneraciones del personal que atiende, entre otros. Además, existen costos variables intrínsecos a la operación de venta.

Te podría interesar:  Buyer Persona y su importancia en el marketing digital

Ahora lleva esa realidad a la tienda que tendrás en algunas páginas de tu sitio web. Comprarás el dominio, alguna suscripción para una plataforma óptima, quizás gastos de envío si los despachos de tus productos los asume tu negocio.


Como analizarás, los costos de una tienda en internet son sumamente más baratos, y por lo tanto la operación del negocio como un todo se vuelve más eficiente.

Además, si optas por trabajar desde fuera de tu casa, a través de un arriendo común de oficinas (Coworking), tu costo fijo de arriendo será también comparativamente más bajo. Y si optas por la opción de externalizar el almacenamiento de tus productos (Dropshipping), también la comparación te sumará.

3.Atiende y vende todo el día, todos los días.

La gran ventaja de un canal digital respecto a un canal de venta físico es que el primero te permite generar transacciones en cualquier momento del día (y de la noche), incluso cuando tú y tu equipo de trabajo estén en otra actividad o descansando cada uno en sus hogares.

Una tienda virtual no tiene horarios, lugar ni necesita personas que estén necesariamente atendiendo o monitoriando la atención y venta. Hoy el avance exponencial en plataformas de venta digital permiten programar atenciones de cliente (a través de un chatbox por ejemplo), transacciones, despachos, consultas, servicio post venta, entre otros servicios que en una tienda física se limitan drásticamente.


4.La gente hoy compra por una tienda virtual.

Hasta hace no muchos años era usual sentir en las personas una desconfianza por comprar a través de internet. Este temor era originado por la privacidad de datos ingresados, la no certeza de despachos o devoluciones, y en general la resistencia natural al cambio de las personas ante variaciones culturales de alto impacto, como lo es la era digital.

Te podría interesar:  ¿Qué es un FODA y cómo realizarlo?

Hoy la realidad es distinta. Muchos estudios y nuestro propio diario vivir nos dicen que la gente a nivel mundial perdió ese temor, y prácticamente todo el proceso de compra lo hace a través de su celular: explora, compara, cotiza, solicita, pregunta y adquiere productos (y muchos servicios) a través de internet.

Si la gente entonces está comprando por internet, ¿no sería suficiente razón para vender a través de una plataforma digital?

5.Conoce más y mejor a tus clientes.

En el comercio tradicional la alta cantidad de transacciones impiden que el ofrenete pueda indagar más allá en la profundidad de cada uno de sus clientes; sus intereses, qué buscan, el nivel de satisfacción de lo que compraron, etc.


Para una tienda virtual en cambio, la análitica web, o en otras palabras, el análisis del comportamiento de cada usuario en las plataformas digitales, es tan avanzado que puedes indagar en cada paso que da una persona en tu sitio: desde dónde llega, por donde circula, qué mira con más detención, qué sectores ignora, cuales productos cotiza, cuánto tiempo circula por tu sitio y tu tienda, entre muchos otros indicadores que pueden darte una apreciación mucho más profunda de las personas con las cuales tienes o podrías tener fructíferas relaciones comerciales.

Como ves, un mundo espera por ti y por tu pasión. Una tienda virtual es la llave para entrar.

Encuentra más información de nuestro servicio de Desarrollo de Tienda Virtual en el siguiente link https://agenciaingenium.cl/diseno-y-desarrollo-de-sitios-web/


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba
× ¿Necesitas ayuda?